Teléfono:
Teléfono:
Llamadas Internacionales:
Contáctenos
Oferta Especial - Productos Mejor precio
Oferta Especial - Productos
Mejor precio

Especial Cialis Original
Comprar
Cantidad total € 0.00
Su pedido 0 items
Cantidad total
€ 0.00
Su pedido
0 items

Tramitar pedido

Conoce y Prevén las infecciones y las enfermedades de transmisión sexual

Las enfermedades de transmisión sexual son consideradas por muchos como uno de los problemas más difíciles que enfrentan los seres humanos en la actualidad. Esto debido, a que está derivado de una diversidad de problemas y factores, de los cuales, la falta de educación sexual tienden a ser la más relevante. 

¿Qué son las enfermedades sexuales?       

Son las infecciones que se originan debido a la presencia de una bacteria, de un virus o de un parásito único dentro del organismo, de las cuales, en la mayoría de los casos, solo puede ser transmitido mediante fluidos sexuales.

Estas, tienen la posibilidad de afectar a cualquier persona, sin limitación alguna, pudiendo presentarse tanto en hombres como en mujeres, de cualquier edad, de cualquier inclinación sexual y clase social. 

Sin embargo, de las poblaciones que tienden a ser las más vulnerables, los adolescentes son los principales de las listas.

¿Cuáles son las enfermedades más conocidas?

En la actualidad, se han descubierto más de una docena de infecciones por motivo sexual, todas con características únicas y en su mayoría con diferentes niveles de gravedad. Sin embargo, de las ETS más conocidas sobresalen: VIH- SIDA, Virus de Papiloma Humano o VPH, la Clamidia, la Gonorrea, el Herpes y el Sífilis.

¿Cómo se transmiten las infecciones de transmisión sexual (ITS)?

La creencia de que las enfermedades sexuales solamente pueden ser transmitidas por medio de relaciones íntimas, es completamente falsa. Esto debido, a que se ha demostrado que, hasta el simple contacto directo entre órganos sexuales o entre pieles con fluidos, puede ser capaz de ser contagiosa.

Además, existen infecciones sexuales que logran ser transmitidas por medio de transfusiones sanguíneas e incluso, durante los 9 meses de embarazo, en el proceso de parto o en la lactancia. 

¿Cómo evitar padecer de infecciones de transmisión sexual?

Al igual que ocurre con el embarazo, la mejor manera y la más confiable de prevenir cualquiera de las infecciones de transmisión sexual conocidas es por medio de la abstinencia, el evitar cualquier tipo de contacto sexual. 

No obstante, en el caso de que no se decida limitar las relaciones, es obligatorio optar por utilizar un preservativo o un protector bucal de látex, ya que, estos evitan que exista cualquier tipo de intercambio de fluidos.

Además de esto, siempre se invita a realizarse exámenes de detección de enfermedades de transmisión sexual periódicos, con el fin de mantener la historia clínica actualizada.

¿En qué consiste un examen de detección de ITS?

Un especialista se encargará de decir los exámenes que mejor se adapten a la situación, por lo que los exámenes podría ir desde un simple estudio de orina hasta un análisis de secreciones; esto dependerá de la información que se le ofrezca.

De esta manera, se recomienda compartir los detalles más relevantes sobre la vida sexual, desde la cantidad de parejas hasta los síntomas que se puedan estar presentando.

Este tipo de estudios clínicos no forman parte de los estudios rutinarios y dependiendo del tipo de enfermedad que se busque dependerá también del proceso; esto se debe, a que cada una de las infecciones de transmisión sexual tiene sus propias características. 

¿Qué síntomas producen las infecciones de transmisión sexual?

A pesar de que existen ciertas ITS que tienden a exteriorizar ningún tipo de síntomas, como la clamidia, la mayoría de ellas pueden presentarse en un cuadro similar, de las cuales el dolor genital y las secreciones son comunes. 

De los síntomas que se deben tener en cuenta y que pueden estar revelando la presencia de enfermedades de origen sexual son: ulceras, verrugas o picazón en los genitales, fiebre constante, inflamación en la región de los ganglios, dolores abdominales, ardores al orinar, pérdida del apetito y decoloración de la piel.

¿Qué complicaciones pueden presentar las enfermedades de transmisión sexual?

El tardío o el no tratamiento de infecciones de transmisión sexual puede provocar una diversidad de inconvenientes que van desde la infertilidad, tanto en hombres como en mujeres, hasta el síndrome de inmunodeficiencia adquirida o SIDA. 

Aparte, ciertas infecciones, hepatitis, neoplasia, uretritis y complicaciones en el embarazo, también son algunas de las posibilidades que se pueden presentar. Es relevante hacer referencia al hecho de que la complicación y no tratamiento de enfermedades como el VIH/SIDA, pueden llevar a la muerte. 

Tratamientos para las enfermedades de transmisión sexual

Para tratar la mayoría de las enfermedades de naturaleza sexual, los antibióticos son considerados las opciones más comunes al buscar deshacerse de la bacteria o el virus que la produce. Aparte, ungüentos y cremas también pueden ser recetados. 

En casos como el SIDA, una cura todavía no ha sido descubierta, por lo que su tratamiento es más complejo, siendo los antiretrovirales el aliado principal, al ser capaz de dormir el virus con el fin de paralizar o ralentizar su proliferación.